Redes sociales: ¿Lanzar la piedra y esconder la mano?

El gran debate se ha abierto nuevamente: ¿se debe regular el uso de las redes sociales? Quienes hemos sido víctimas de insultos, amenazas y hasta de las más bajas calumnias con falsear la realidad provenientes de cuentas anónimas, concordamos que sí.

No se trata de restringir la libertad de expresión, sino de evitar abusos de quienes usan como escudo el anonimato en las redes sociales para descargar su odio, insultar, atentar contra la reputación y buen nombre, amenazar e intimidar; en algunos casos por pensar diferente, pertenecer a una organización política y en otros, motivados por la maldad.

¡No más trolls! Los usuarios de las diferentes redes sociales deben tener cuentas verificadas (nombres reales y firmas de autenticidad) y asumir lo que dicen (responsabilidad ulterior); ¿hasta cuándo Twitter, Facebook, entre otros, seguirán siendo los espacios donde se tira la piedra y se esconde la mano? ¿O es que acaso los ataques, burlas e infamias que leemos a diario nos han llevado a verlo como algo correcto? No podemos permitir que estos actos repudiables se vuelvan parte de nuestra cotidianidad y peor aún aceptarlos como sociedad. Las nuevas generaciones que cada vez más temprano se vinculan a estos espacios digitales no pueden crecer en este mundo de violencia. 

Y es que no es una problemática que se deba manejar a la ligera, en algunos casos el acoso en redes ya ha cobrado algunas víctimas mortales, en su mayoría jóvenes, producto de la violencia psicológica a la que han sido sometidos. En escuelas de Estados Unidos y otros países, adolescentes se han suicidado a raíz de chismes y acoso; el cyberbullying es una práctica que destruye la autoestima y en ocasiones acaba en suicidio.

Si bien es cierto el Código Orgánico Integral Penal sanciona los delitos de odio, amenazas, actos de discriminación, calumnias, intimidación e injurias aunque éstas se produzcan en redes sociales, determinar a los responsables resulta complejo cuando los infractores actúan desde el anonimato.

¡No más cuentas fantasmas! Si queremos generar un debate de ideas, honesto, empecemos por dar la cara y asumir con honestidad los contenidos que compartimos en nuestras redes sociales.

Recordemos que todas las empresas que operan en nuestro país se someten a la legislación ecuatoriana, ¿acaso las compañías de social media deberían tener el privilegio de gozar de algún fuero especial?

Déjame tus comentarios.

21 comentarios en “Redes sociales: ¿Lanzar la piedra y esconder la mano?

  • Me parece excelente idea que debería ponerse en práctica lo más pronto posible. Debe haber una ley específica que regule las redes sociales, sancionar con multas y prisión de ser el caso. Esto también es corrupción. No más.

  • Excelente artículo felicidades estimada Abogada Marcela primera ves que alguien hace énfasis en algo contundente al abuso que se comete en difamar por estos medios

  • Completamente de acuerdo en hacer de las redes sociales un campo de batalla de libertad de pensamiento y del alma ya que lamentablemente hay rezagos de persona enfermas y no miden sus comentarios el momento de escribir. Si deseamos pronuciarnos en cualquier campo debe ser con absoluta responsabilidad de lo que se dice. Espero no sea mucho pedir creo que deseamos un país donde se pueda convivir a pezar de nuestras diferencias.

  • Totalmente de acuerdo, la regulación puede incluso viabilizarse y visibilizarse con el registro y control de las empresas proveedoras del servicio de internet, ya que la dirección IP del usuario la facilita la empresa al cliente. Por una sociedad más justa, responsable y solidaria. ¡Felicidades!. Un abrazo de parte mio y mi esposa. Bay

  • Apoyo la idea tenemos mucha gente que debemos cuidar de nada sirve lo que se pueda enseñar en casa a los jovenes si luego reciben una tonelada de ideas tontas, odio, mentiras.

  • Estimada Abogada Marcela:

    Es un gusto para mí leer cada publicación suya, siempre con un análisis preciso y de reflexión. Respecto al tema, como ciudadana, considero que es hora de tomar medidas fuertes ante el ataque anónimo en redes sociales. Si bien es cierto, las redes sociales son medios que han aportado en el mundo, pero también éstas redes se han utilizado para generar odio, violencia e incluso a desprestigiar a una persona sin conocerla. Es necesario regular dentro de la ley de comunicación, el uso de la redes sociales, no con el fin de limitar o restringir la libertad de expresión, sino con el objetivo de darle fin a tanto ataque violento, a tanta amenaza, a tanto insulto sin fundamentos y olvidándose de los valores que tenemos los seres humanos, a tanto dolor al ver como la gente muere en manos de personas sin escrúpulos que se esconden en un usuario anónimo para dejar sin efecto su maldad y burlar a la justicia del país. Estoy totalmente de acuerdo con lo expresado en su artículo de opinión y considero que se debe de actuar lo antes posible para que las cuentas fantasmas y el odio en redes sociales termine. Tengo la plena seguridad que usted como Presidenta de la Comisión de Justicia, como representante de los Guayaquileños y como Ecuatoriana, tomará la iniciativa para que se considere esta regulación de las redes sociales como un tema importante dentro de la Asamblea Nacional. Gracias por cada artículo de opinión que nos regala en la semana, siempre con la intención de reflexionar sobre la realidad que vive la sociedad. Un abrazo de corazón y que Dios la bendiga siempre.

  • Excelente. Ya es hora de acabar con tantos acosadores y gente que intenta intimidar por el solo hecho de pensar diferente como bien lo dices tú.

  • Muy buena iniciativa!!! las personas de bien nos hemos caracterizado por ser frontales, dialogar con altura, y si es de emitir criterios, es con firma de respaldo. Todo aquel que escribe en las redes sociales y su twitter/Facebook tiene su nombre, se determina que es creíble y constructiva su opinión por el contrario aquell@s que se esconden bajo seudónimos para insultar, difamar…son cobardes, personas enfermas, que conocen que van a hacer daño con sus palabra y no quieren afrontar las consecuencias que puede llevarlos hasta la cárcel.

  • Me parece muy buen artículo, es que na realidad que existe personas que insultan o agreden por redes sociales, desde mi punto de vista, con una ley no eliminarán el troll center. Para mí el trabajo que se debe hacer es social, cultural. Mucha gente puede decir lo mismo pero con educación y criterio, todos los días vemos a fanaticos descontrolados que solo insultan

  • Más bien este es un problema de sociedad, hay mucha gente que insulta, que humilla tras cuentas falsas, muchas personas hemos sido víctimas de esto, sólo por pensar diferente o por no estar de acuerdo en ciertas cosas. Pero qué propone para reducir este tipo de problemas?

  • Considero que la gran mayoría de personas con principios éticos y morales, repudia el uso de estos espacios para insultar, calumniar o lanzar lodo con ventilador.
    La política es un escenario casi frecuente de odio, de generalizaciones tendenciosas, de acusaciones sin pruebas y de reproducción de contenidos hirientes, a modo de escudo protector de bajos instintos.
    Debería existir no solo la norma legal para frenar estas tendencias incivilizadas, sino también una actitud ciudadana frontal de rechazar al mal uso de las redes sociales.
    Hoy por hoy, qué fácil resulta hacer calificativos hirientes sin que de por medio existan pruebas, y sin considerar el honor, la dignidad de una persona y su familia.
    En tal sentido, no solo que esperaríamos a una ley sancionadora para estos malos usuarios de las redes sociales sino que desde ya, los mismos ciudadanos correctos deberíamos colocar una insignia negra en señal de rechazo a toda acción indecorosa y destructora.

  • Primero los jóvenes en Ecuador se mueren por la ley de consumo mínimo de drogas que aprobaron ustedes.
    Segundo si van a regular las redes sociales espero que sean para todos no solo para aquellos que piensan diferente. Por ejemplo si pienso que Glass puede ser corrupto porque nadie sabe que hizo con la plata de las hidroeléctricas pues ese es mi opinion, no necesito comprobar nada porque es lo que pienso. O puede ser el ejemplo contrario que uno de AP diga que Lasso fue el culpable del feriado bancario, como lo dijeron en campana, y que para decirlo entonces tendría que probarlo. Entonces como ven no es fácil regular esto sin que haya un interés político. Lo que veo es que la gente del Gobierno no les gusta ser criticado ni que se dude de ellos y por eso están tratando de que haya menos personas que pueda protestar, todo para mantener la imagen y el status quo de un grupito que se creen iluminados que no representan a todos los Ecuatorianos.

  • Se debería por empezar regulando a los cibercentros, que registren hora y usuario que utilizo la máquina, así se puede determinar quién lanzo este tipo de calumnias; saben que si lo hacen desde sus domicilios pueden ser identificados. Con esta medida de paso se estaría atacando a la delincuencia, que también utiliza este medio para atacar cuentas bancarias.

  • Esto solo pueden pensarlo quienes no conoce como se maneja el internet.
    Yo puedo comprar un acceso VPN para que ni siquiera el proveedor de internet sepa que url estoy visitando. O si no tengo dinero para una VPN puedo usar el navegador anónimo y gratuito TOR.
    Tendrían que crearse sus propias redes sociales si piensan eliminar el anonimato.

  • Se debe hacer lo màs pronto posible, ya que las redes sociales han probado la moral de nuestro pueblo y del mundo, lamentablemente y una vez màs vemos que las religiones no hacen nada, tanto que se jactan de inmensa espiritualidad, ellos tambièn deben cumplir su rol y afectar contundentemente el alma de sus “seguidores” que estàn seguros que D-ios les alcahuetea sus comportamientos. La Revoluciòn a todo nivel y en todo ambito!!

  • Muy de Acuerdo Marcela, a cuenta de redes sociales, se esconden cobardes y difaman, insultan, y jamás se visibiliza un responsable de estos hechos, Marcela desde Sucumbíos mi apoyo a crear una Ley que regule y transparente la verdadera libertad de expresión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *